18 enero 2016

Guía del Aprendizaje invertido (Flipped Classroom)

Interesante recopilación de definiciones, recomendaciones, experiencias en la Guía del Aprendizaje invertido (Flipped Classroom) del Tecnológico de Monterrey

En esta guía podrás encontrar:

  • ¿Qué es y cómo funciona el Aprendizaje Invertido?
  • Casos relevantes
  • Mitos y Desafíos

Un adelanto...

El Aprendizaje invertido es un enfoque pedagógico en el que la Instrucción directa se realiza fuera del aula y el tiempo presencial se utiliza para desarrollar actividades de aprendizaje significativo y personalizado.

4 elementos claves del Aprendizaje invertido

1.- Ambientes flexibles

  • Los estudiantes pueden elegir cuándo y dónde aprenden. 
  • Mayor flexibilidad a sus expectativas en el ritmo de aprendizaje. 
  • Los profesores permiten y aceptan el caos que se puede generar durante la clase. 
  • Evaluaciones apropiadas que midan el entendimiento de una manera significativa.

2.- Cultura de aprendizaje

  • Cambio deliberado del aprendizaje centrado en el profesor al aprendizaje centrado en el estudiante. 
  • Tiempo en el aula para profundizar en temas, crear oportunidades de
  • aprendizaje y maximizar las interacciones cara a cara.
  • Entendimiento y síntesis del material.

3.- Contenido intencional

  • Diseño instruccional basado en la pregunta: ¿qué contenido se puede enseñar en el aula y qué materiales se pondrán a disposición de los estudiantes para que los exploren por sí mismos?

4.- Docente profesional

  • Los docentes cualificados son más importantes que nunca.
  • Deben definir qué y cómo cambiar la instrucción.
  • Identificar cómo maximizar el tiempo cara a cara. 
  • Observar y proveer retroalimentación en el momento.
  • Evaluar continuamente el trabajo de los estudiantes.

3 comentarios:

Fany Arrese dijo...

Me parece que es una manera muy atractiva de educar y que permitirian desarrollar en clases actividades mucho mas atractivas y "entretenidas", pero acá en Argentina creo que es una opción u poco distante por lo menos para las escuelas secundarias, porque quizás sea una mezcla entre la resistencia del cuerpo docente, las instituciones y quizás lo mas difícil que identifico es lograr la responsabilidad de los estudiantes para comprometerse a leer fuera de la escuela

Mariano Rodríguez Malebrán dijo...

Creo que es una excelente estrategia, el profesor pasa a ser un mediador, y no un tutor. Esta estrategia de aprendizaje va a fortalecer el trabajo colaborativo entre los alumnos. Me imagino una clase de mendelismo, anteriormente suben en google drive o dropbox todo el material teórico, y en clases solo se resuelvan ejercicios y dudas de monohibridrismo y dihibridismo. Esta es una excelente ejemplo para que los alumnos generen sus propios aprendizajes (aprender haciendo).

Carmen De Torres dijo...

Muchas gracias, me interesa mucho esta técnica. Voy a intentar trabajarla y os contaré mi experiencia. Un asluo

Publicar un comentario